sábado, 26 de diciembre de 2015

Gastos e inversiones de 2015. Presupuesto 2016

image

Cerrado ya el ejercicio 2015, tal y como os adelantaba en la pasada entrada de resumen de 2015 hoy pretendo mostrar en primer lugar un análisis de números gordos de los gastos e inversiones realizadas en 2015 y posteriormente detallar el presupuesto para 2016.

Como hemos comentado con cierta frecuencia, es importante tener claro el objetivo (en general esto también es válido sobre temas diferentes a inversión), pero tener un objetivo claro y medible no es tan eficiente si no realizamos un seguimiento de los hitos parciales que nos marcamos para alcanzar el objetivo último. En nuestro caso, la independencia financiera vía dividendos.

Como todas las formas de inversión, es necesario de un capital inicial que invertir, así que, en primer lugar me gustaría comentar que este año en particular ha sido un año económicamente bueno, y con algún extraordinario. Los extraordinarios tienen una parte buena y una parte mala: Lo bueno, lógicamente, suponen más capacidad de inversión, lo malo,... no son completamente controlables y predecibles, por lo que los presupuestos deben hacerse sin ellos o siendo muy prudentes en su estimación.

Pero ojo... esto que os cuento tiene trampa, no es que haya ganado mucho más (realmente más bien al contrario este año he ganado menos de mi trabajo remunerado) sino que este año he vuelto a contar con el capital procedente de la venta de la cartera de trading y que a la postre he destinado completamente a la inversión vía dividendos.

Al igual que el año pasado, también he aprovechado esta parte extraordinaria de liquidez para completar la inversión que tenía prevista para los niños, así que les he regalado un 20% más de los previsto en su plan de reinversión de dividendos en Banco Santander. Espero que algún día sepan aprovechar este esfuerzo. 

Retomando el tema que nos trata, comienzo resumiendo la procedencia del capital disponible en porcentaje: 

jueves, 24 de diciembre de 2015

Resumen de 2015 y objetivos de 2016



A BME le gusta hacerse de rogar en cuanto al anuncio oficial del pago de su último dividendo del año. Sabíamos la fecha de pago (29 de Diciembre) e intuíamos que sería de 0,6€ en efectivo, pero hasta ayer no lo confirmó por un hecho relevante a la CNMV, así qe ahora sí que se puedo dar por finalizado el año.

Me gustaría pediros perdón por no poder dedicarle al blog más tiempo,... la familia y el trabajo me mantienen muy entretenidos y admito que cada vez me dejan menos energía,... y aunque todavía considero una suerte tener trabajo esto no quita que tenga mis momentos de debilidad y por mucha ilusión que ponga en los proyectos nuevos, en ocasiones pienso que no me compensa tanto esfuerzo.

Una vez más os digo: Mientras me queden fuerzas,... intentaré escribir todas las semanas, actualizar el semáforo tras cada presentación de resultados trimestrales y compartir un rato de vez en cuando con todos vosotros.

Escribir el blog, no es una carga... para mí es un privilegio, con él no sólo comparto, sino que disfruto y aprendo mucho de todos vosotros. Gracias por vuestros comentarios, visitas y clicks,... son un verdadero empujón que me anima a seguir escribiendo.

No voy a hacer un resumen de las noticias anuales más destacadas,... de esto ya se encargarán las cadenas de televisión y los periódicos que nos inundarán "lo mejor y lo peor del año 2015", así que paso directamente al asunto que nos trata.

Este año me había planteado seis objetivos que complementasen al objetivo principal económico de alcanzar un determinado grado de cumplimiento del plan trazado: 

sábado, 19 de diciembre de 2015

Lo mejor de la semana dividendo 51 – 2015

 jornada de reflexión DonDividendo
Jornada de reflexión y mañana día de Votación. Lo positivo del día de hoy es que descansamos del atronador martilleo de los volubles mensajes que los distintos partidos políticos han venido "vendiéndonos".

Mientras tanto la bolsa nos sigue deparando jornadas de muchas oscilaciones, comenzando un lunes donde parecía que el camino del resto de la semana sería de continuidad bajista, para rebotar con fuerza el martes y días posteriores hasta llegar a una toma de beneficios el viernes, que dejaba el cómputo en una subida del 0,9% respecto del cierre de la semana pasada.

Seguro que en internet se pueden encontrar más o menos sesudos estudios del comportamiento estadístico promedio de las bolsas tras las elecciones,... aunque debemos recordar que las estadísticas no están exentas de peligros, más bien al contrario, tenemos que tomar todas estas cifras con precaución. En ocasiones pienso que la historia se repite sólo cuando nos quiere llevar la contraria.

Con independencia de lo que acontezca tras las elecciones, creo que como todos los años debemos aprovechar estas fechas para resumir cómo han ido nuestras inversiones, repasar nuestros errores, y planificar el año próximo. No es que crea que el fin de año sea una fecha especial, entre el 31 de diciembre y el 1 de Enero no vamos a notar ninguna diferencia cósmica, pero sí que es cierto que es una época que llama a la recapitulación, análisis de lo ocurrido y planificación para el futuro (quizás porque solemos tener un poco más de tiempo).

En mi caso particular, esto lo comentaremos en una entrada como suele ser habitual, aunque ya os adelanto algo de la planificación: Este año me lo voy a tomar con bastante calma (al menos al comienzo). Veo el río muy revuelto, demasiado agitado y aunque siempre vamos a ser un pez muy pequeño, no me gusta dejarme llevar por la marea.

Por un lado, aunque al mercado norteamericano le encanta llevarme la contraria (o lo que es lo mismo, me suelo equivocar con él), sigo pensando que debería recortar con cierta fuerza, así que mi plan de compras en EE.UU. se retrasa. Esto tiene un riesgo que no podemos olvidar: la debilidad del Euro frente al Dólar que puede continuar apoyándose en los tipo crecientes americanos. Creo que es bastante probable que bajen las acciones, pero también que cueste más comprarlas en el futuro por el cambio de moneda.

Aunque ya son muchos los que dan por hecho la paridad Euro-Dólar o incluso un Dólar por encima del Euro, jugar a adivinar la evolución de éste o de cualquier otro par de monedas queda fuera de mi ámbito de competencias, además, sinceramente creo que la bajada de precio de las compañías debería ser superior a cualquier efecto moneda.

Por otro lado, y tras la primera subida de tipos en EE.UU desde hace mucho, su bolsa rozó la euforia, quizás por lo leve del repunte de los tipos o por lo suave de la subida que tienen en mente en la FED. Pero sea como sea, unos tipos crecientes deberían recortar el flujo de inversión dirigido a bolsa (aunque sea de forma lenta), y en consecuencia no tengo prisas por comprar en EE.UU.

Como ya me conocéis intento ver siempre el otro lado de las cosas. Y aunque parece lógico que una subida del tipo de interés suponga una retirada del flujo de dinero hacia la bolsa y por lo tanto se produzcan caídas en los mercados, los datos históricos no parecen demostrar esto, sino más bien al contrario:

image_thumb[2]

Este gráfico muestra la evolución de los tipos en Europa y EE.UU. ¿quien suele copiar a quien?, parece más o menos claro, pero es curioso comprobar cómo conforme suben los tipos, la bolsa (gráficos siguientes del S&P500 y ESTOXX50) tiende a seguir subiendo y cuando bajan, la bolsa tienen a seguir bajando, lo que entra en contradicción con mi comentario anterior.

S&P500 Index_thumb[2][1]
ESTOXX50 Price Eur Index_thumb[2][1]

¿Por qué pasa esto?. No creo en una respuesta que sea la verdad absoluta, pero creo que intentar trazar el comportamiento futuro de un índice o mercado en base a un único indicador no parece lo más adecuado. En las bolsas de todo el mundo ejercen sus influencias multitud de factores,... unos más que otros, y algunas veces unos, otras veces otros, así que considerar que la subida de tipos en EE.UU. va a impulsar las bolsas como parece apuntar lo ocurrido en periodos anteriores, creo que es un error. Además, durante el último tramo alcista de bolsa desde Marzo de 2009 hasta la fecha, nos encontramos con tipos planos en EE.UU. y a la baja en Europa, por lo que sigo viendo como más probable un escenario en EE.UU, bajista o como mucho lateral.

Sin embargo en Europa, donde siempre he pensado que los efectos producidos por el plan Draghi ayudarían a prolongar las subidas al menos mientras dicho plan tenga vigencia, no las tengo todas conmigo, por lo que igualmente en Europa soy prudente, al resultarme complicado pensar en Europa subiendo alegremente mientras EE.UU. cae con cierta fuerza. Sólo si EE.UU. se mantuviera lateral me puedo creer un mercado Europeo alcista.

Aunque como inversor en dividendo tengo tendencia a comprar cada vez que dispongo de capital para intentar maximizar el efecto del interés compuesto, tal y como os adelantaba la semana pasada, en previsión de la continuidad de la debilidad del mercado de renta variable, relajaré mi tensión en las compras (sin dejar de comprar) para poder realizar entradas de mayor importe conforme la bolsa baje. Es decir, reservaré parte de mi capital para comprar con más fuerza conforme se prolongue una posible caída.

Llegado a este punto y por último, permitidme una opinión: Invertir en bolsa mirando sólo las expectativas macroeconómicas o el conjunto del mercado no tiene porqué ser una buena idea. Yo creo que debemos fijarnos en las perspectivas particulares de las empresas (aunque admito que todas sufren en mayor o menor medida la situación que las rodea). Y es justamente por esto, por lo que creo que tanto en mercados alcistas como bajistas nuestra forma de invertir no debe cambiar sustancialmente ya que prácticamente siempre podremos encontrar buenas empresas que comprar. Sin embargo, tampoco creo adecuado abstraerse de la situación macro ya que nos puede dar pistas de futuros problemas en nuestras empresas.

A continuación damos un repaso de las noticias que considero más interesantes. Espero que sean de vuestro interés:

domingo, 13 de diciembre de 2015

Lo mejor de la semana dividendo 50 - 2015

Gracias a todos por vuestros ánimos en los comentarios de la pasada semana. Aunque no estoy al 100%, estoy bastante mejor y espero seguir mejorando.
 
La semana no ha sido dura sólo para mí. Los mercados han continuado agitados y aunque a toro pasado es relativamente fácil buscar culpables a esta volatilidad, hoy me voy a permitir retomar un gráfico del que hemos hablado en bastantes ocasiones, el gráfico del IBEX de largo plazo y que a continuación actualizo a fecha del cierre del viernes:
 
Ibex 35 DonDividendo Diciembre 2015


Aunque a priori el plan de Draghi, la aparente mejoría de las economía Europea y su reflejo en la mejoría experimentada en promedio por las empresas cotizadas, todo esto supone un buen caldo de cultivo alcista en bolsa, sin embargo, no viene mal recordar que la bolsa es experta en contradecir las creencias prefijadas por el protocolo y romper los esquemas que tengamos en mente.
 
El gráfico anterior del índice muestra como el selectivo español (como el de casi todos los mercados casi con la única excepción del DAX alemán, que va por libre desde hace mucho), por ahora, se ha visto incapaz de superar la resistencia azul dibujada en forma de canal descendente que viene describiendo desde máximos absolutos de 2007. Ya habíamos comentado anteriormente que esta resistencia era importante (además coincidente con los máximos recientes de 2009) y que su superación supondría un empujón muy, pero que muy importante a todas las cotizaciones al alza y ese es a priori el escenario que se esperaría con las condiciones económicas actuales. Sin embargo, el índice se encuentra tonteando justo en una zona crítica (línea de soporte negra) que en caso de romperse nos llevaría a la zona de 8.900 en primer término y 8.200 puntos como último soporte serio en formado por el retroceso del 61,8% de todo el ascenso que comenzó a mediados de 2012.
 
Pero,... y si no pasa lo que la mayoría espera. ¿Y si el mercado Europeo decide acompañar al mercado Norteamericano en una posible caída y comienza un ciclo bajista?. Pues puede ser. El gráfico apunta hacia ese lado más que hacia la continuidad de los ascensos, así que tened cuidado, que no está tan claro que sigamos siendo alcistas, sino más bien al contrario.
 
Os cuento esto, porque de igual forma que creo que debemos tener una estrategia si el mercado sube, también deberíamos tener también un procedimiento que seguir si la bolsa baja.
 
Si buena parte de nuestra cartera se torna de color rojo, o incluso entrando en pérdidas en global: Tranquilos, no pasa nada. Tenemos que recordar que el dinero que se ha invertido no lo necesitamos en corto plazo (si no es así, hemos hecho mal en invertir en bolsa), nosotros somos inversores en dividendo, y pretendemos tener una renta de nuestras compañías, no obtener una revalorización con ellas (si viene, mejor, pero no es un objetivo), así que los descensos son bienvenidos ya que son momentos donde comprar más. Comprar más, sí, pero no a lo loco.
 
Simplemente tendremos que estar tranquilos a la hora de seleccionar nuestras inversiones para intentar, como siempre, realizar compras de compañías sólidas, con dividendo sólido.
 
Por esto, si el ciclo se confirma bajista antes de lo creíamos, quizás tengamos la oportunidad de comprar aquellas compañías que siendo de calidad, siempre nos parecían caras y ahora nos den una oportunidad a valoraciones más atractivas (hablo de Inditex, Viscofan, Catalana Occidente, Red Eléctrica, Ferrovial) y si a la vez tenemos opción de ir bajando los precios medios de las acciones que ya tenemos en cartera, entonces, mejor que mejor.
 
Las compras deben espaciarse en el tiempo. Siempre hay compañías en un momento de compra mejor que otra, así que no tendríamos que precipitarnos y la idea que tengo en caso de confirmarse el escenario bajista es ir comprando poco a poco, pero sin utilizar todo el capital disponible de forma que podamos ir acumulando un cierto remanente conforme se prolongue la caída, para así ir aumentando el volumen de las compras mientras las cotizaciones bajen.
 
Como podéis ver,... la estrategia del inversor en dividendo no difiere demasiado entre un mercado alcista y bajista. Siempre está el denominador común de comprar valores de empresas sólidas, a ser posible lo más baratas que se pueda, aunque destaco una diferencia: Cuando se sube, hay que ir invirtiendo conforme se dispone de capital, ya que cuanto más tardemos en invertir, a peor precio lo haremos, pero mientras se baja, aunque se debe invertir con relativa frecuencia para aprovechar el interés compuesto a lo largo del tiempo se debe reservar parte del capital por si se puede comprar el valor más barato posteriormente.
 
Por cierto, hay quien invierte siempre así, como he descrito en el mercado bajista y esta decisión es perfectamente entendible (ya que puede servir para aprovechar pequeños retrocesos en los que reengancharse en valores deseados en los periodos de subida). Por último hay que tener en cuenta que siempre que dejamos capital en reserva para invertir posteriormente tenemos un coste de oportunidad que asumir por no poner a trabajar todo el capital dinero disponible y es por esto por lo que personalmente sólo propongo esta estrategia cuando el mercado es bajista, porque es más probable recuperar este coste de oportunidad comprando más barato que en un mercado alcista, donde si no tenemos cuidado se nos pueden ir los precios.
 
A continuación damos un repaso de las noticias que considero más interesantes de la semana... así que espero que sean de vuestro interés:

domingo, 6 de diciembre de 2015

Lo mejor de la semana dividendo 49 - 2015

lo mejor de la semana dividendo - dondividendo 49-2015
Disculpad el retraso de la entrada de hoy. Estoy pachucho y no tenía fuerzas para terminar la entrada. Una leve mejoría me ha permitido cerrarla. Espero que os guste.

Mientras en España estamos inmersos en la campaña electoral y se suceden promesas y más promesas que suelen quedar en el olvido en cuanto se toma posesión de cargo, Mario Draghi se encargó de agitar los mercados con unas palabras que no surtieron el efecto al que nos tiene acostumbrado.
 
De la misma manera que cuando uno va al cine a ver una película de la que todo el mundo habla muy bien y finalmente no nos gusta... eso es lo que más o menos ha pasado: El conjunto del mercado tenía unas expectativas muy altas, al fin y al cabo, Draghi no se había cansado de repetir que haría lo que tuviera que hacer y sin embargo, finalmente, ha hecho lo que ha podido y aun no siendo poco, ya que la extensión de la compras hasta Marzo de 2017 garantiza en cierta forma gasolina para los mercados durante los próximos 15 ó 16 meses, no ha parecido suficiente a la mayoría inversora que ha decidido recoger beneficios.
 
Aunque las oscilaciones bruscas en los precios suelen preocupar a la mayoría, tenemos que buscar la forma de aislarnos de las mismas. Si tomamos distancia y miramos el mercado vemos que en realidad no hay cambios de calado que vayan a alterar los resultados empresariales (aunque hay excepciones, como en el caso del petróleo: La OPEP ha perdido buena parte del poder que tenía antaño y cada país va por su lado, lo que acaba provocando un exceso de producción y esto es una garantía de precios bajos durante más tiempo y como consecuencia última, las petroleras vuelven a resentirse).
 
En España, en los últimos días ACS ha sido fuertemente castigada, al principio pensé que podría ser por la continuidad de las ventas de Alba, que sigue saliendo del valor mientras siguen aumentando su presencia en Viscofan y BME, pero la caída era excesiva y la realidad era otra: el fundador del hedge fund Bodenholm Capital del que creo casi nadie tenía noticias anteriormente, Per Johansson, por cierto, posicionado corto en el valor, acusa a ACS de irregularidades contables, problemas en la ejecución de proyectos, pasivos ocultos,... claro, todo esto sin aportar ningún dato. ACS ha anunciado acciones legales en su contra como es normal. Pero la acción no ha podido soportar la presión y se ha resentido.
 
Cuando se realizan acusaciones de este tipo hay que estar bastante seguro de lo que se dice y tener algún tipo de pruebas, así que tendremos que estar atentos a la evolución futura de esta historia, pero a priori, parece más bien una actuación especulativa de la que no deberíamos preocuparnos excesivamente y que más bien podríamos aprovechar para aumentar la posición en la compañía que tiene en mi opinión un buen presente y un mejor futuro por delante (Siempre y cuando las cifras presentadas sean ciertas, claro, si no nos creemos estas cifras apaga y vámonos).
 
Si me permitís un inciso, Deloitte lleva más de 20 años auditando a ACS, pero también a BBVA, Acciona, OHL, Repsol, FCC, Santander, y aunque en un menor número de años también audita a Ebro, Bankinter, Enagás, Ferrovial,... pero también KPMG lleva más de 20 años con Indra, Grifols y DIA, y PwC es el auditor de Popular, Sabadell y Gas Natural también durante más de 20 años. Aunque comprendo la reticencia de las compañías a cambiar de auditor ya que una auditoría requiere conocer muy bien cómo funciona el negocio y se emplea mucho tiempo en este trabajo, a mi no me gusta que las empresas tengan siempre a la misma compañía auditora no por el riesgo, que no digo que no exista, de que se relaje alguna cifra, sino porque cambiar de auditora con cierta frecuencia puede ofrecer a las compañías distintos puntos de vista y les puede aportar nuevas experiencias de las que podría aprovecharse y de paso se evitan riesgos innecesarios.
 
A continuación damos un repaso de las noticias que considero más interesantes de la semana... así que espero que sean de vuestro interés: 

sábado, 28 de noviembre de 2015

Lo mejor de la semana dividendo 48 - 2015

Lo mejor de la semana dividendo DonDividendo 48-2015
La semana pasada me preguntabais por BHP Billiton, entre otras compañías y lo comprendo ya que BHP suele despertar bastante interés entre los inversores en dividendo, especialmente ahora que ofrece más de un 9% anual de dividendo anual.
 
No voy a daros un discurso de la misma ni un análisis sesudo. Sinceramente no la conozco en profundidad y me podría equivocar totalmente, pero sí os puedo decir porque no me gusta para mi cartera.
 
En general yo no confío en las empresa cíclicas. Para que una empresa cíclica me guste, debe ser capaz de mantener un alto nivel de cuidado al accionista tanto en la fase alta de ciclo como en la fase baja del mismo o si lo relaja en algún momento, debo de haber sido capaz de comprar a un precio tan bueno, que aún sufriendo cierto deterioro en los dividendos, éstos deben resultar lo suficientemente atractivos. Esto limita mucho mi círculo de confianza en cuanto a compañías cíclicas. Tanto que realmente sólo Bolsas y Mercados Españoles (BME) ha conseguido que me olvide por completo de su ciclicidad (ha demostrado como podía dar un magnífico dividendo metálico aún en uno de los ciclos más duros de la bolsa).
 
Por lo tanto, sólo compraría una acción cíclica si tengo claro este escenario: Va a ser capaz de capear el ciclo bajo sin que me afecte o si he comprado a un precio tan bajo que el recorte del dividendo o la supresión temporal del mismo se compensará por la proyección futura de la compañía.
 
Tras BME, ahora sólo me vienen a la cabeza dos valores españoles: ENCE cuando estaba a 1,5€ y Acerinox entorno a 7€. Creo que estos dos valores son los más cercanos a este tipo de compañías cíclicas que si se compran en el momento adecuado se pueden mantener casi en cualquier circunstancia, no por el dividendo actual (que ACX por ejemplo no entrega al pagar sólo en scrip), sino porque a largo plazo, los ciclos malos se verán compensadas sobradamente por los ciclos buenos.
 
Ya lo he comentado en alguna ocasión, desde el punto de vista técnico, el mejor momento para comprar una compañía cíclica es después del recorte del dividendo (generalmente esto coincide con un PER desorbitado como consecuencia de los bajísimos ingresos conseguidos por la compañía puntualmente). El problema está en la correcta elección de ese "después",... ya que puede ser 2 meses o 2 años "después". Realmente sólo se sabe a posteriori cual fue el mejor momento para comprar y ya sabéis que esto no es de mis puntos fuertes precisamente. Por esto, ahora es relativamente fácil decir ENCE sobre 1,5€ o Acerinox sobre 7€, mientras que cuando por ejemplo ENCE estaba sobre 1,5€ yo pensaba que podía caer hasta 1€ (un 33% adicional que no se produjo).
 
Volviendo a BHP. Disculpad por el rodeo. La empresa llegó a tener una capitalización bursátil muy por encima de su valor actual que alcanza la nada despreciable cifra de 71.000 Mn$ (tras una caída del 50% en los últimos 6 meses). Esto ha revalorizado su dividendo, lógicamente. Adicionalmente, la fuerte bajada de los beneficios ha disparado el PER hasta 40 a pesar de la caída del precio de la acción que no compensa totalmente la bajada del beneficio por acción. BHP lleva 13 años subiendo sistemáticamente el dividendo de forma anual, sin embargo el último pago ha mantenido el importe invariable en lugar de aumentarlo como tocaba. Salvo sorpresa en contra, no conoceremos el valor del próximo dividendo hasta febrero.
 
Detrás de esta debilidad se esconden unos resultados preocupantes, pero sobre todo una ciclicidad que normalmente ha podido solventar bastante bien, aunque en esta ocasión parece (en mi opinión) no va a poder salvar sin recortar el dividendo. No digo suspender por completo porque BHP sigue ganando dinero (aunque mucho menos que antes), pero tener un payout superior al 200% no lo aguanta nadie, por muchos spin off que haga o mucha determinación que tenga la dirección de la compañía.
 
Por lo tanto, si alguien considera que BHP es del tipo de compañía que a lo largo del tiempo va a compensar los malos momentos por los buenos (una compañía que yo veo así es General Electric, por ejemplo), yo esperaría a una reducción del dividendo y entonces, estaría atento a la evolución de la compañía antes de comprar. Muchos inversores saldrán espantados tras el recorte y la acción puede darse un buen susto adicional y en función de los resultados y la evolución en bolsa intentaría entonces buscar un buen momento de compra. Pero, siempre sabiendo el riesgo que se corre y entendiendo que es una operación a largo plazo y en la que no arriesgaría más de un 2-3% de mi capital para inversión, además de someter a la compañía a una vigilancia mucho más de cerca que a otra compañía.
 
Aunque como siempre os recuerdo, por favor, tomad vuestras propias decisiones. No hagáis lo que otro diga o haga, sea quien sea, se llame como se llame.
 
A continuación damos un repaso de las noticias que considero más interesantes de la semana... así que espero que sean de vuestro interés:

domingo, 22 de noviembre de 2015

Actualización del Semáforo Tercer trimestre de 2015

Semárofo de Don Dividendo Tercer Trimestre 2015
Tras la publicación de la mayoría de los resultados del tercer trimestre, toca dar un repaso al Semáforo de dividendos. Tras tres trimestres tenemos una indicación clara de cierre de ejercicio y salvo alguna excepción o incluso alguna sorpresa de última hora buena parte de las compañías del mercado nacional mejoran beneficios.
 
Aquí os dejo el enlace (Semáforo) para su seguimiento si queréis ir directamente al resumen de las compañías sin tener que leer toda la entrada donde destaco algunas de las novedades de esta actualización.
 
Creo que merece la pena recordar que el objetivo del semáforo es identificar aquellos valores que se pueden comprar en el momento actual tanto por su calidad como empresa para vivir del dividendo como por el precio al que considero que debemos invertir en ellas.
 
El código de colores que utiliza la tabla del semáforo, que pretende ser intuitivo, es el habitual: Con fondo "verde" se encuentran aquellas acciones que considero están en momento de compra y que son aptas para invertir según dividendo. En "ámbar" aquellas acciones que si bien, las considero aptas para invertir por dividendo, no se encuentran en momento de compra y en "rojo" aquellas que no las considero aptas para la inversión por dividendo.
 
Los resultados de las compañías del segundo trimestre, confirman las malas cifras que ya avanzaban compañías como Indra, OHL y Mapfre, a las que se les ha sumado Acerinox y Repsol, por poner algún ejemplo. Por el lado positivo, Endesa e Inditex siguen destacando sobre el resto.
 
Vuelvo a recordar la importancia de no comprar acciones en base a los resultados pasados, sino por sus futuros resultados. No hay que intentar adivinar si el BPA de BME será de 2,12€ o de 2,15€, simplemente hay que estimar que el próximo año crecerá y que los siguientes también. Además, si creemos que el negocio que desarrolla actualmente va a seguir creciendo porque cada vez un mayor número de personas se van a ver interesados por invertir en bolsa, entonces, estaremos más tranquilos comprando. Adivinar los resultados lo dejamos para los analistas, ya que ellos viven de las comisiones de su gestión. Nosotros lo tenemos más fácil y no necesitamos hilar tan fino.
 
Esta edición del semáforo presenta pocas variaciones. Especialmente en la zona de compra ya que seguimos en fase lateral, por lo que podemos dar las gracias ya que nos estamos beneficiando de un preciado bien como es el tiempo, que nos permite acumular capital para próximas compras y meditar nuestros próximos movimientos a la vez que todavía tenemos claros valores a precios atractivos de compra. De ahí lo importante como os contaba el otro día el disponer de una Lista de la compra. Recordad, ajustad los precios según vuestro propio criterio, no utilicéis los que ahí están ya que son fundamentalmente a título de ejemplo.
 
Aunque no soy un fiel seguidor de la estrategia del market timing, no podemos olvidar que siempre tenemos que intentar comprar al precio más bajo posible para lograr la mayor rentabilidad inicial por dividendo. La mejor empresa del mundo puede darnos un resultado mediocre si la compramos excesivamente cara.
 
Hay compañías a las que fijo precios de compra realmente duros y esto se debe a una razón muy sencilla: Diversificar por diversificar no tiene sentido y a lo largo de los años seguro que tenemos oportunidades de encontrarnos acciones a buenos precios que en un momento nos parecieron muy caros.
 
A continuación os detallo el resumen de los principales cambios realizados en la sección del Semáforo, hay pocos cambios de color como consecuencia del lateral de bolsa en el que nos encontramos:
 
HCP:
Los resultados del último trimestre muestran un FFO ajustado de 365,8M$(0,79$ de BPA) mientras que el mismo trimestre del año anterior ganaba 346,3M$ (0,75$). Los Fondos disponibles para distribuir (FAD) suben a 0,67$ en lugar de los 0,65$ del año anterior. La previsión de FAD para 2015 queda fijada entre 2,66$ y 2,72$, por lo que el dividendo de 2,26$ está bien cubierto. La compañía se encuentra amenazada al igual que todas las REIT por la amenaza de una subida de tipos (que tarde o temprano llegará), por lo que todavía podría continuar bajando en bolsa.
 
Aunque me resulta muy difícil poner compañías con base en Norteamérica en la zona verde, por mi creencia de un más o menos próximo giro generalizado del mercado de EE.UU. durante el siguiente año y la fortaleza actual del dólar, HCP supera la rentabilidad del 6% que exijo a los REIT y es una compañía aristócrata de los dividendos, con un dividendo bien cubierto y en un nicho de mercado con un futuro muy interesante.
 
REPSOL:
Como os adelantaba con la revisión del plan estratégico, la compañía ha perdido la zona ámbar para adentrarse en la zona roja, de donde es bastante complicado salir. La compra de Talisman ya me pareció precipitada en su momento, y a esto se le ha sumado una debilidad importante en el precio del crudo que ha penalizado aún más la compra. Además, no me ha gustado el mantenimiento de la política de scrip de forma previsible hasta 2020 en base a las estimaciones presentadas por la propia compañía.
 
Sin embargo, admito que en la zona actual (aunque mejor por debajo de 11€) sí que considero a Repsol una oportunidad de trading a medio plazo, ya que por análisis técnico está rebotando de un fuerte soporte de largo plazo y además por fundamentales cualquier noticia que repercuta ligeramente en la subida del crudo ayudará a subir la cotización. Por lo tanto, si se quiere salir de la compañía, no creo que haya prisa por hacerlos ya que la ecuación rentabilidad-riesgo yo diría que juega a favor de mantener el título en cartera.
 
¿cambiarías de opinión ante una hipotética subida temprana de los precios del crudo a la zona de 80$?. La respuesta es clara: No. Lo único que podría cambiar mi opinión es un cambio en la política de dividendo. Fijaos que la empresa ha dicho que subiría el dividendo si durante los próximos años pudiera hacerlo, en lugar de decir que pasaría a pagar en efectivo o recompraría acciones para compensar el aumento del número de acciones que provoca cada scrip. Esta decisión, con el tiempo, dificultará la vuelta al efectivo conforme aumente el número de acciones.
 
No me entretengo más y comenzamos con la revisión de los valores del Semáforo, espero que os resulte de interés:


sábado, 14 de noviembre de 2015

Lo mejor de la semana dividendo 46 - 2015

 
Modifico la entrada que había planteado inicialmente para trasmitir mi más sentida condolencia y toda mi solidaridad con las víctimas, familiares y amigos que han sufrido los efectos de los salvajes episodios de terror ocurridos en Francia la pasada noche. En momentos como estos debemos estar más unidos que nunca frente la barbarie de los que no pueden defender sus ideas con la razón y realizan actos de maldad y crueldad absoluta y sin sentido.
 
lo mejor de la semana dividendo DonDividendo 46-2015
 
Cuando en España la maquina publicitaria en forma de prensa y televisión se centra en la propuesta de "desconexión" de Cataluña, pasa desapercibida la enorme volatilidad de los mercados. Volatilidad, que por cierto es un paraíso para los operadores de intradía y que no debe de preocuparnos, sino más bien de estimularnos ya que nos da algo muy preciado: Tiempo. Tiempo para ahorrar sin que se mueva demasiado el mercado y tiempo para pensar qué hacer con nuestras inversiones presentes y futuras.
 
Pocas veces sabremos las verdaderas causas de las subidas y bajadas de la cotización de las compañías y admito que quizás demasiado inocentemente, me gusta pensar, que a largo plazo las buenas compañías acaban recogiendo en el precio el verdadero valor que atesoran. Creo que todos tenemos un pequeño inversor tipo value en nuestro interior.
 
Es por esto, por lo que en los periodos donde la bolsa se toma un descanso y se pone lateral a dar tumbos me gusta repasar el mercado en búsqueda de compañías que me gustaría comprar. Tengo una hoja de cálculo muy sencillita con ayuda de Google en la que marco el precio al que me gustaría realizar alguna compra y comparo los precios actuales con los que tengo en mente. Recomiendo que hagáis vuestra Lista de la compra particular, con precios objetivos y la repaséis de vez en cuando. Sobre todo, cuando el pesimismo se cierne sobre los mercados, que suelen ser los mejores momentos de compra.
 
La propuesta de Lista de la compra que he incluido en el enlace anterior es a modo de ejemplo y tiene un poco más de parafernalia de lo comentado, pero como veis no es nada compleja. He incluido muchos valores que hemos comentado alguna vez aquí, pero lo suyo sería tener entre 10 y 15 valores en vigilancia, por lo que os recomiendo la modifiquéis a vuestro gusto, dejando o añadiendo aquellas acciones que os interesan y actualizando el precio al que estáis dispuestos a realizar una compra moderada y una compra fuerte. De manera informativa he incluido el importe de los dividendos estimados de 2015 por si queréis saber qué rentabilidad estáis comprando. Puede que tenga algunos errores, pero espero que os sirva de referencia.
 
No hagáis mucho caso de los valores de compra moderada y compra fuerte que he dejado en la hoja propuesta. Algunos están pensados de hace tiempo, otros quizás no tengan demasiado sentido ahora, he dejado los números para que podáis copiar la hoja a vuestra sesión particular de documentos de Google y la modifiquéis a vuestro gusto si es que queréis utilizar algo similar.
 
Creo que esta sencilla operación nos facilitará nuestras decisiones de inversión futuras y evitará olvidarnos de ciertas acciones que una vez nos parecieron atractivas si bajaban de un precio determinado y a las que luego se nos pasó hacerle el seguimiento posteriormente.
 
Próximamente tendremos una nueva edición del Semáforo. No puedo decir un día con total certeza, pero la temporada de resultados está muy avanzada y a su finalización procederé a la revisión del mismo. Agradezco vuestra paciencia.
 
Como en semanas anteriores en lugar de comentar las noticias más relevantes de esta semana, me centro en comentar alguno de los resultados más relevantes presentados esta semana con cifras de cierre de los nueve primeros meses del año, espero que sean de vuestro interés:

sábado, 7 de noviembre de 2015

Lo mejor de la semana dividendo 45 - 2015

lo mejor de la semana dividendo DonDividendo 45-2015
La búsqueda de la independencia financiera, tal y como ya he comentado en más de una ocasión, es un proceso que puede calificarse de muchas formas, pero ninguna es sexy y con esto me estoy refiriendo a que no es un proceso atractivo o llamativo porque requiere de una constancia y perseverancia en un periodo largo, y por qué no decirlo, algunos sacrificios que no todo el mundo está dispuesto a asumir.
 
A modo de resumen, para el éxito de un inversor en dividendo hay que conseguir ahorrar de forma sistemática, invertir los ahorros en empresas que paguen buenos dividendos (entiéndase por buenos aquellos que ofrecen compañías sólidas, de forma continuada y creciente), diversificar los riesgos de la inversión, estudiar las inversiones a realizar y vigilar las realizadas. Todo esto debe hacerse durante un periodo largo de tiempo y es justamente esta lentitud en la obtención de resultados la que hace que muchos se queden a lo largo del camino.
 
Siempre he defendido que, según mi opinión, todo el mundo con independencia de sus conocimientos iniciales sobre inversión puede lograr la autonomía suficiente en la toma de decisiones que tengan implicaciones en sus inversiones y en general de todas sus actividades económicas como para, con el tiempo, mejorar su nivel de vida.
 
Pero también, igualmente he defendido que, si no se está completamente comprometido con la forma elegida de conseguir la independencia financiera, es decir, si se van dando tumbos de estrategia en estrategia, de método en método, lo más probable es no sólo fracasar en el objetivo, sino llegar a pensar que es imposible.
 
Sin embargo, tengo que decir, que en esta carrera de fondo en la que algunos llevamos ya unos años invirtiendo en dividendo (con su posterior reinversión de los mismos) aprovecha un gran poder: el interés compuesto y eso hace que conforme más se avance en el ejercicio del plan, más claro se ven los resultados del mismo. El lo que algunos llaman el efecto bola de nieve, que conforme avanza se va haciendo más grande ella sola.
 
Recuerdo haber comentado en una entrada antigua que ahorrando el 70% del neto que se gana, se puede ser financieramente independiente en unos 10 años. Esto tiene múltiples problemas que creo que no es necesario listar aquí. Pero sí creo que es mucho más factible ahorrar un 30-35% de todo lo que se gana, haciendo algún sacrificio, pero sin vivir mal. Esto nos permitiría alcanzar la independencia en un plazo mayor, pero de forma más cómoda y realizable.
 
En la sociedad actual de consumo se nos "obliga" a vestir de una determinada forma, cambiar de vestuario con frecuencia, conducir un determinado coche, consumir en definitiva productos que seguramente no necesitemos. Puede que necesitemos un coche, pero si en lugar de comprarte un Audi, BMW o un Mercedes, puedes comprarte un Ford o un Renault o un Dacia, estarás ahorrando. En lugar de comprarte ropa de la marca tal, te la compras en las tiendas de Inditex o incluso limitas las compras a la época de rebajas, también estarás ahorrando (siempre que no te vuelvas loco por comprar sólo porque está "barato"...¡uy!...¡ qué barata está esta camisa que sólo vale 90€ cuando normalmente vale 150€!... como decía un portero de una antigua serie de TV: "¡Un poquito de por favor!"... ¡que es una camisa!,... no creo que sea necesario acudir a las tiendas de chinos y comprarte una camisa de 9€,... pero esperar a las rebajas y comprarte una camisa de calidad por 20-30€ aunque no sea la última moda ... eso sí que es ahorrar).
 
Ejemplos de ahorro hay miles... unos más o menos frugales,... otros más o menos radicales. Cada uno debe tener en cuenta cómo quiere vivir su vida ahora y en el futuro y actuar en consecuencia.
 
Yo soy bastante moderado en los gastos asociados a mi persona, bastante menos en los gastos asociados con mi familia. Me encanta el diseño de los coches de Jaguar y BMW,... pero tengo un Ford, tengo ropa sin marca y admito que bastante con marca... pero toda mi ropa de marca ha sido y será comprada en rebajas o en outlets y mis camisas duran muchos años, porque son de calidad y porque las cuido. Monitorizo de forma casi obsesiva mis gastos e invierto todo lo que puedo y más. Y digo que invierto más de lo que puedo en referencia a que si bien no puedo ahorrar todo lo que me gustaría, otra forma de invertir más es buscar ingresos adicionales que me apoyen en mi camino (de algo me tenía que servir haber estudiado tanto).
 
Bueno, antes de entrar a comentar algunos resultados de esta semana me gustaría llamaros la atención por la situación del cambio Euro-Dólar:
 
EURUSD_DonDividendo
 
Como se aprecia en el gráfico, el Dólar sigue fortaleciéndose. Esto favorece a empresas como ENCE (y su cotización así lo muestra), pero en general si lo que queremos es invertir en EE.UU. la evolución del cambio Euro-Dólar nos perjudica mucho ya que encarece nuestras compras al valer menos nuestros Euros.
 
El gráfico se encuentra en un momento importante, ya que se acerca a la fuerte zona de resistencia creada por la tendencia a largo plazo que se inicia en el gráfico en Marzo de 1985 y ya no me parece descabellado que la subida de tipos (de la que la FED vuelve a hablar y que se ve a poyada por los buenos datos de paro en EE.UU.) nos llevara a la paridad Euro-Dólar o incluso a que el Dólar valga más que el Euro a lo largo de 2016. A medio plazo pensar que el Euro puede caer hasta los 0,8$ parece una locura, pero técnicamente no es descabellado ya que los 0,8$ forman la siguiente zona de apoyo siempre y cuando se pierda la paridad.
 
Por lo tanto, si yo fuera una empresa que quiere invertir en EE.UU. en el futuro, tendría ahora mismo el dinero en una cuenta en dólares.
 
Si me permitís una opinión más, yo que creo que 2016 será el año en el que por fin el mercado norteamericano corrija de verdad. Los índices siguen siendo alcistas, lo sé, pero la construcción de los mismos impide que se vea la caída del mercado hasta que esta está bastante avanzada y salvo un grupo de acciones tecnológicas todopoderosas y de gran capitalización, el resto del mercado americano no está tan boyante como nos quieren hacer pensar con la evolución del índice. Ya dije hace tiempo que mi objetivo para el año que viene contemplaba un fuerte incremento en inversión en EE.UU. y que pensaba dejar una reserva para intentar aprovechar una teórica caída en el mercado norteamericano, pero por desgracia creo que la fortaleza del dólar no me va a permitir comprar con las rentabilidades que me gustaría. Ya lo iremos contando.
 
Mientras tanto y por si estoy equivocado respecto del mercado en EE.UU., seguiré comprando en España porque todavía creo tenemos buenos precios y mejores rentabilidades en grandes empresas.
 
Como en las semanas anteriores, a continuación damos un repaso a alguno de los resultados trimestrales presentados esta semana. Espero que sean de vuestro interés: 

domingo, 1 de noviembre de 2015

Lo mejor de la semana dividendo 44 - 2015

121312411
Si os gusta mínimamente el atletismo, sabréis que hay especialistas que emplean su explosividad en carreras de 100/200/400 metros, otros que aprovechan su rapidez y cierta resistencia en el mediofondo (800m/1500m/La milla/3.000m), y quienes son especialistas en carreras de resistencia, los fondistas de 5.000 y 10.000 m, las medias maratones y los por encima de todos estos, están los maratonianos.
 
Para cada tipo de carrera hay que tener una cierta predisposición física (tipo de musculatura, capacidad de esfuerzo, mentalidad,...etc.), si bien, una gran mayoría puede con ayuda de un buen entrenamiento, mejorar la especialidad que elija aún no estando especialmente dotado para ello. Es decir, no llegará a poseer el record mundial, pero sí que se puede tener una marca decente, siempre según el empeño dedicado y las limitaciones de cada persona.
 
En el mundo de inversión, los operadores de intradía, los inversores a medio y a largo plazo podrían asimilarse análogamente a estas categorías deportivas (con un poco de imaginación de por medio). Sin embargo un inversor en dividendo que por lo general realiza operaciones para vivir de las rentas que le ofrezcan dichas inversiones (idealmente de forma indefinida) creo que supera ampliamente todos estas categorías, incluso a los corredores de ultra-maratones.
 
Mientras que la gran mayoría respeta y admira a los corredores de maratón (por su fuerte mentalidad, voluntad, capacidad de sacrificio, perseverancia y constancia), los inversores en dividendo (que tienen todas estas virtudes además elevadas a la enésima potencia ya que todas deben extenderse a lo largo de muchos años) por lo general tenemos asegurados en la mayoría de los casos menosprecio del resto de inversores que son mucho más activos en su operativa.
 
Por lo general nos atacan aludiendo al hecho irrefutable, según ellos, del descuento inmediato del dividendo en la cotización en el momento en el que se paga, olvidándose de que los precios a los que se negocian las acciones los forma una negociación oferta/demanda y el realidad el descuento sólo afecta a la forma en la que se reflejan los valores en los gráficos que por lo general descuentan el dividendo retroactivamente.
 
En otras ocasiones el ataque suele ser especialmente duro cuando las cotizaciones sufren de un periodo a la baja. ¿Cómo se puede alguien querer comprar una acción que está cayendo un 20% en el año sólo porque ofrece un pago de un 5% de dividendo?.
 
Parte de razón hay en la pregunta. No parece lógico comprar una acción sólo por su dividendo, de hecho, creo que en este blog he defendido siempre lo contrario, hay que huir de forma generalizada de los high yielders (los que pagan más dividendos) porque pocos de ellos tienen un dividendo sostenible (hay honrosas excepciones a esta regla, desde luego, y en circunstancias de depresión generalizada son más fáciles de encontrar), pero si nos planteamos comprar una compañía que ofrece el 10% (me viene a la cabeza Seadrill por la que hubo un tiempo en que se me preguntaba de vez en cuando) hay que analizar con más detalle que nunca la sostenibilidad de dichos pagos, porque en la mayoría de los casos esa anomalía en los dividendos suele acarrearnos consecuencias negativas en forma de recorte o supresión en los pagos.
 
Sin embargo, comprar compañías con un buen historial y que se encuentran en un momento de cierta debilidad (real o provocada por su entorno) nos permite entrar en compañías con dividendos que yo considero razonables y más fácilmente sostenibles (3%-5%) y que pueden darnos en el futuro unas rentas estables y crecientes siempre que sean capaces de superar los malos momentos.
 
Cambiando ligeramente de tema: El universo de compañías cotizadas es tan amplio que una sólo persona no puede analizar y seguir todas las compañías que le gustaría, pero sí que puede ir avanzando paulatinamente en el número de empresas que vigila y sigue ya que conforme más se aprende, menos tiempo se necesita dedicar a las compañías de su interés porque cada vez las conoce mejor.
 
Recientemente en un comentario del blog se apuntaba a Naturhouse como una compañía interesante para la inversión en dividendo. Siempre agradezco vuestros comentarios. No tengo todo el tiempo que me gustaría, por lo que se me pueden escapar y me seguirán escapándose muchísimos detalles, noticias y ¿cómo no? compañías completas. Así que gracias por el apunte.
 
Sin embargo, los inversores en dividendo necesitan tener confianza en una compañía para invertir en ella y aunque Naturhouse es una casa que existe desde hace más de 20 años, la he visto en varias localizaciones, conozco casos de éxito y también fracasos en sus ubicaciones y en sus tratamientos, tengo que decir que la compañía no tiene mi confianza. Me voy a explicar con un ejemplo sencillo: De la misma manera que no iría a una zapatería porque me duele una pierna al andar, yo no iría a un centro Naturhouse para adelgazar.
 
Aunque el sector en el que trabaja creo que tiene potencial, no creo que la compañía tenga barreras de entrada significativas. Puede que sus productos y sistemas funcionen, no lo pongo en duda por falta de información, pero no creo que tengan el gran secreto dietético del siglo ni el método perfecto patentado.
 
Advierto que esto es mi opinión preliminar y sin entrar a valorar en profundidad la compañía, por lo que puede estar equivocado, así que si alguien se la ha mirado en profundidad estaría encantado de que nos contara su opinión y nos diera su opinión y algunas cifras relevantes. Tener un dividendo alto no sólo es insuficiente, sino que además puede ser una advertencia de peligro que hay que analizar son serenidad. ¡Cuidado!.
 
Al igual que la semana pasada, prefiero centrarme en comentar algunos de los resultados más destacados que se han presentado esta semana, así que espero que sean de vuestro interés:

sábado, 24 de octubre de 2015

Lo mejor de la semana dividendo 43 - 2015

Lectura dividendo 43-2015
Esta es una de las semanas que tienen un comentario fácil y en mi opinión se puede resumir en sólo dos palabras: Mario Drahgi.
 
Aunque sinceramente, no tengo la seguridad de que el BCE tenga toda la fuerza que los mercados le otorgan, sí que queda bastante claro que las palabras de su presidente tienen el don de apaciguar los bajistas y animar a los alcistas.
 
Si a esto, además, le acompañan noticias como unas buenas cifras del paro nacionales y por último China baja los tipos para reactivar su economía, los mercados y el particular la bolsa nacional se suman a la fiesta alcista como si cada día fuera el último en el que se pudiera comprar a estos precios. Y como bien sabemos todos, eso rara vez es cierto.
 
Sinceramente, en mi opinión, ni antes estábamos tan mal ni ahora estamos tan bien, cada dato positivo puede mirarse desde una perspectiva negativa y lo que hoy es una buena noticia, mañana puede no serlo tanto. Tenemos todavía algo más de dos meses para cerrar el año, y si bien el Rally de Navidad no suele defraudar, todavía es algo pronto para lanzar las campanas al vuelo.
 
Para un inversor particular el paso del 31 de Diciembre al 1 de Enero sólo supone saber que en unos meses tendrá que ajustar cuentas con Hacienda, pero poco más. Sin embargo, para los fondos de inversión y sucedáneos varios se les habrá acabado el tiempo de maquillar las cifras de sus fondos, por lo que el empujón de fin de año toca a su fin y sólo el empuje provocado por estas compras continúa un tiempo por la inercia de los particulares que se suben tarde al tren y el reposicionamiento de los fondos de cara al año próximo.
 
Volviendo a Europa, la "posible" revisión que comentaba el presidente del BCE de la política de recompra de activos y su ampliación más allá de Septiembre de 2016 es un arma de doble filo, ya que en caso de no realizarse lo anunciado o no cumplir la expectativa generada, aunque sólo ofreciera una posibilidad, el mercado se lo puede tomar mal.
 
Nosotros en España tenemos nuestro particular campo de batalla en forma de Elecciones Generales, lo que podría generar nuevas incertidumbres (o las mismas de siempre, según se mire) y por lo tanto, más volatilidad. Por esto, sigo pensando que no debemos correr tras los precios, porque creo que tendremos nuevas oportunidades de subirnos a un tren que todavía pienso tiene bastante recorrido, al menos, en Europa y como no podía ser de otra forma, en España. De todas formas, por si estuviera equivocado seguiré comprando de forma sistemática conforme tenga fondos, eso sí, dejando cierta cantidad de liquidez para posibles caídas (no me gustaría repetir la sensación que he tenido este año donde no he podido comprar todo lo que quería en los momentos de más pesimismo del mercado).
 
Sin embargo, en EE.UU. no lo tengo ni mucho menos claro ya que cada vez que pienso que ese mercado se va a tomar un descanso, retoma el vuelo y como si hubiese empezado a subir ayer, sigue pegado a la parte alta de los gráficos.
 
A continuación, en lugar de dar un repaso a las noticias que considero más interesantes, reviso a alguno de los resultados más destacados que se han presentado esta semana, espero que sean de vuestro interés:
 
Resultados hasta Septiembre:   

sábado, 17 de octubre de 2015

Nuevo plan estratégico de Repsol

Plan estrategico de repsol
Esta semana ni he tenido ni voy a tener mucho tiempo para mí, así que he preferido centrarme en la noticia que considero más importante en lugar de comentar más brevemente un mayor número de noticias.
 
La semana ha sido de altibajos, donde los derechos y el precio de la acción de OHL sorprendían al alza para acabar la semana perdiendo bastante parte de su impulso. Mientras tanto, se producía la esperada presentación del nuevo plan estratégico de Repsol 2016-2020. Por si no habéis visto la conferencia, aquí os dejo el enlace del video de la presentación. La exposición del plan y toda la sección de preguntas y respuestas corren a cargo del CEO, Josu Jon Imaz, ante la atenta mirada de su presidente en primerísima fila, Antonio Brufau.
 
Realmente, el plan no podemos calificarlo de sorpresa, sin embargo hay puntos que bien merece la pena comentar:  

sábado, 10 de octubre de 2015

Lo mejor de la semana dividendo 41 - 2015

lo mejor de la semana dividendo DonDividendo 41-2015
La semana ha acabado con una subida acumulada del 7,35% en nuestro índice rector y nos encontramos con valores como Arcelor, Banco Sabadell y Acerinox que han subido más del 20% y Banco Popular y Sacyr por encima del 15%. Sólo una compañía ha bajado esta semana dentro del Ibex35: IAG.
 
En general la Banca se ha comportado de forma bastante alcista, donde el banco que peor se ha comportado del Ibex ha sido Bankinter que "sólo" ha subido un 6,55% superando el viernes los 7€ de cotización.
 
Pero esta subida semanal, que no se producía una igual desde 2012, no es la noticia de la semana. Este lugar queda reservado para la puesta en marca de la ampliación de capital con suscripción preferente de 999 Mn€ que realiza Obrascón Huarte Lain (OHL) hasta el 23 de Octubre.
 
Creo que en la red podéis encontrar mucha literatura referente a la ampliación y las posibles alternativas a ejecutar con los derechos, por lo que no me extenderé excesivamente:
 
Los accionistas han recibido por cada acción que tenían de OHL un derecho que a la finalización del periodo de suscripción les permitirá comprar 2 acciones de OHL al precio de 5,02€ por cada acción. Me gustaría recordar, que al tratarse de una ampliación que requiere de aportación dineraria es necesario, en primer lugar, disponer de efectivo suficiente en la cuenta asociada a vuestra cartera de acciones para hacer frente al pago de los 5,02x2=10,04 por cada derecho y en segundo lugar, tendréis que indicar a vuestro broker que queréis acudir a la ampliación, en caso contrario corréis el riesgo de que el último día os venda los derechos a precio de mercado.
 
Disculpad si digo una obviedad, pero creo que está bien recordarlo por si a alguno se nos pasa y luego nos encontramos con una sorpresa.
 
Se pueden vender los derechos si no se desea acudir o no se dispone de efectivo para la ampliación, y también hay quien realizará una venta parcial de derechos para intentar obtener algo de efectivo con el que afrontar el desembolso que supone ampliación con los derechos restantes o aportando un capital menor nuevo.
 
Los derechos han sufrido el primer día una volatilidad muy fuerte, especialmente al inicio de sesión, hasta que a mitad de la misma se normalizaron y poco a poco se ajustarán mejor a la ecuación de canje. Normalmente, en los últimos momentos de las ampliaciones de capital los derechos caen, pero en esta ocasión quizás se dé justo lo contrario ante la aparentemente buena acogida por parte del mercado de la ampliación de capital (que está previamente asegurada por el compromiso de Villar Mir de mantener el 50,01% de los títulos y por una serie de entidades bancarias: BofA Merrill Lynch, Deutsche Bank AG, London Branch, J.P. Morgan Securities plc, Société Générale, UBS Limited, Banco Santander, S.A. y Crédit Agricole Corporate and Investment Bank).
 
Como ya os comenté días atrás, mi decisión de participar en esta ampliación se debe al convencimiento de estar comprando una compañía que está pasando por un mal momento de forma transitoria, por lo que no quiero diluir mi participación. Si alguien se pregunta ¿porqué no compro más si considero esto una oportunidad?, la respuesta es sencilla: Por una cuestión de gestión de riesgo. Si por algo se intenta caracterizar mi cartera es por una gestión prudente de mis inversiones. OHL tras la ampliación no debe superar el 2,5% de peso por capital invertido en mi cartera (quedará entorno al 2,3%), por lo que aunque me parece un buen precio, no aumentaré mi participación en la compañía.
 
Las dos "apuestas" por llamarlas de alguna forma de mi cartera son Indra y OHL, y entre las dos no superan el 5% de mi inversión. Esto es lo máximo que estoy dispuesto a equivocarme de manera consciente de los riesgos que asumo al invertir en dos compañías que pasan por lo que yo creo que es un mal momento, pero del que, en mi opinión, saldrán con éxito.
 
A continuación damos un repaso de las noticias que considero más interesantes de la semana, así que espero que sean de vuestro interés:    

sábado, 3 de octubre de 2015

Lo mejor de la semana dividendo 40 - 2015

lo mejor de la semana dividendo DonDividendo 40-2015
Semana agitada, donde rápidamente se han olvidado las pasadas elecciones catalanas. De esta noticia, sólo voy a hacer un pequeño comentario espero no moleste a nadie, pero es mi sincera opinión:
 
Tras conocer el escrutinio final de los votos... todos se apresuraban a salir en la foto diciendo que habían ganado...unos había ganado porque tenían la mayoría en el parlamento y se sentían legitimados por una ley que hace que los votos de una persona valgan más que los de otra (algo que a mí siempre me ha molestado mucho),... otros sin embargo, se sentían ganadores porque habían mejorado mucho sus resultados, otros porque a pesar de haber quedado en minoría o de incluso haber perdido muchos sillones se alegraban de que la suma de votos independentistas era menor de los que no quieren la independencia.
 
Lo que ya esperaba a priori... TODOS presumían diciendo: "HEMOS GANADO"... y yo... que debo ser muy raro, lo resumo de la siguiente forma: "TODOS HEMOS PERDIDO". Punto y final a un comentario político del que ruego no hagáis caso ni comentario adicional... nosotros a lo nuestro: Seguir en el camino para depender de nosotros mismos en el futuro.
 
En lo que se refiere al mundo bursátil... podríamos considerar que esta es una semana de transición ya que hemos acabado el viernes más o menos donde la comenzamos el lunes (+0,8%) y tras un comienzo que parecía presagiar una semana mucho peor de lo que lo finalmente ha sido. Por otro lado… esta indefinición ha venido acompañada de bastantes oscilaciones que son oportunidades para el disfrute de los day traders por la elevada volatilidad.
 
Gráficamente, el rebote experimentado desde media sesión del martes y que continuó el miércoles no ha tenido demasiada continuidad el resto de la semana, por lo que tan probable me parece seguir al alza hasta la zona de 10.000 como la continuidad de la bajada por debajo de los 9.000.
 
Sí,... esto no sirve de gran consuelo,... pero nuestro foco no debe centrarse en ver si el movimiento a corto plazo de la bolsa será 1.000 puntos o 1.500 puntos hacia arriba o hacia abajo (aunque creo que es perfectamente lícito intentar comprar siempre en el mejor momento posible)... nuestro interés debe centrarse en la búsqueda de valores que a largo plazo sean inversiones que nos den frutos jugosos en forma de dividendos.
 
Por lo tanto y aún a riesgo de repetirme... estamos en mi opinión en momentos de compra, nunca de venta (entiéndase que hablo de acciones que yo considero válidas para inversión en dividendo)... y si me apuráis... en algunas acciones algo más cíclicas como puede ser Acerinox o Ence (que por cierto paga la próxima semana un dividendo de 0,044€ en metálico). Aunque estas compañías cíclicas tienen algo más de riesgo ya que su comportamiento está notablemente influenciado por factores externos (por esto son más cíclicas que el resto de compañías).
 
La semana pasada apuntaba una posibilidad de venta de acciones en función de una revalorización muy elevada. No quiero engañar a nadie... la idea al comprar acciones es tenerlas para siempre en cartera.... pero… siempre hay un pero... ese pero por lo general será el motivo de venta. Aunque siempre he defendido que son muy limitados y entre los más destacados podríamos hablar del recorte o eliminación del dividendo y del empeoramiento de las perspectivas empresariales de la compañía (estos no son motivos de venta inmediata... pero sí un motivo de análisis profundo que pueden derivar en una venta) a estos motivos les añadía recientemente la posibilidad de recoger ganancias de aquellos valores que se han revalorizado por encima de una cifra que era 40 veces el dividendo anual.
 
El número 40 no es algo elegido al azar... es la diferencia entre mi edad y la esperanza de vida media en España, es decir lo que espero poder seguir disfrutando de vida (ojalá que más, siempre que sea en unas condiciones aceptables y decentes).
 
Si un valor se revaloriza y la diferencia entra la revalorización y lo que tardaría en ganar ese importe con dividendos anuales a fecha actual supera los 40 años... analizo la empresa, miro en detalle y estimo una tasa de crecimiento de dividendo anual para los próximos años y recalculo los retornos futuribles en forma de dividendo... si no obtengo unas cifras que me convenzan... creo sinceramente que es aconsejable recoger beneficios (pagar a Hacienda el pellizco correspondiente) y poner a trabajar el dinero en otros títulos de los que espero un mejor rendimiento futuro.
 
Como digo... no es una acción inmediata... sino que requiere un análisis tranquilo de la situación actual y futura de la compañía para determinar si quiero seguir o no acompañado por el dividendo en el futuro de esta compañía o si prefiero depender del crecimiento de otra. Alguno pensará que esto es trading... o que es una operación value... yo prefiero no intentar poner nombres a este tipo de operaciones y simplemente lo considero una optimización de los futuros ingresos ya que partiré de un mayor capital para invertir del que tenía en un principio.
 
Si hemos actuado bien y conforme subía un valor hemos seguido comprando… es poco probable que se de el caso que te obligue a vender por este motivo… pero si por alguna razón un valor crece mucho más rápido en precio que lo que sube su dividendo podría darse la circunstancia y creo que es más oportuno vender y poner este dinero a trabajar en otra compañía. Me ha pasado con Walgreens recientemente, en la que después de una inversión inicial no veía el momento de invertir más porque la rentabilidad del dividendo que podría adquirir era muy baja… mientras tanto la acción seguía subiendo llegando a 46 años los necesarios de dividendo para compensar la revalorización lograda.
 
Por otro lado, en los comentarios de la entrada de la semana pasada me preguntabais cómo hacer la operación (Ganancia latente acumulada/dividendo anual) si la compañía no tenía dividendos (entiendo porque paga en scrip,... el caso de Repsol o de Santander hace un tiempo o porque no paga dividendos de forma transitoria). Si las mantenemos en cartera porque pensamos que estas compañías en el futuro van a pagar dividendo en metálico... lo que propongo es considerar un payout del 25%... creo que es una medida prudente de las posibles distribuciones futuras. Así que el lugar del dividendo, utilizaría el resultado de multiplicar por 0,25 el BPA de la compañía.
 
¿Y si la compañía tiene pérdidas?.... bueno.. admito que cada vez me lo estáis poniendo cada vez peor... ¿hablamos de Indra?... pues casi... casi... hablamos de una "apuesta"... aquí no valen cálculos para mantener o comprar un valor...si se considera que la compañía está atravesando un mal momento y que se recuperará... se compra... y si se piensa que no se va a recuperar o que va a tardar demasiado en hacerlo... se vende y a mirar hacia otro lado.
 
Ojo... todo esto es mi humilde opinión... cada cual debe analizar sus circunstancias y en función de su propia opinión actuar en consecuencia.
 
A continuación damos un repaso de las noticias que considero más interesantes de la semana... así que espero que sean de vuestro interés:    

sábado, 26 de septiembre de 2015

Lo mejor de la semana dividendo 39 - 2015

lo mejor de la semana dondividendo 39-2015

La semana se ha cerrado con un notable descenso del 3,3% del Ibex35, que podía haber sido mucho peor de no ser por el buen comportamiento del viernes donde el índice recuperaba un 2,45% respecto del jueves.
 
¿Consideramos el viernes como rebote del gato muerto?... sinceramente no lo sé,...y no me preocupo por ello. Mientras estemos en fase de creación de cartera y por lo tanto seamos compradores netos... nos interesa que la bolsa se mantenga o baje... no que suba.
 
Aunque invertir en bolsa y pedir que baje pueda parecer en principio una contradicción, aquellos que pretendemos vivir de las rentas que nos den los dividendos no tenemos porqué mirar el valor de nuestra cartera a precios actuales (es más,... yo aconsejo no hacerlo para evitar la tentación de vender sólo por la revalorización del valor), sino las rentas que obtenemos de ella.
 
También tengo que admitir que por lo general, al invertir en empresas sólidas y que aumentan dividendos es más probable que a lo largo del tiempo, espero que también se revaloricen nuestros títulos y gocemos tanto de unos dividendos crecientes como de una cartera con un valor en libros importante.
 
Ahora... más que nunca... tras las bajadas... tenemos la fuerte tentación de mirar y remirar el valor de mercado de la cartera... en algún caso habrá pasado de un +30% hasta un +15%... en otros de un +5% hasta un -5% y estaréis nerviosos... porque habéis "dejado de ganar" un buen pellizco. Repito mi consejo, no miréis lo que tenéis... sino lo que ganáis... que con esta bajada no ha caído... sino más bien al contrario... sobre todo si habéis podido comprar... ya que estaréis en disposición de ganar más dividendos futuros porque pudisteis comprar más acciones que hace unos días atrás.
 
Como sé que es muy difícil que dejéis de mirar el valor de la cartera... yo os propongo lo siguiente (creo que alguna vez lo he comentado):
 
Primero: Borrad el cálculo que tenéis del valor actual de vuestra cartera (tentación eliminada) de vuestra hoja de seguimiento de cartera.
Segundo: Añadir en cada compañía un cálculo sencillo, el resultado de dividir las ganancias latentes en la compañía entre su dividendo anual. De esta forma tenéis el número de años que necesitáis mantener las acciones cobrando el dividendo (sin que suba) para superar el importe que se ha revalorizado vuestras compras. Yo,... cuando esta cifra supera los 40 años... me preocupo por mirar más en detalle de esta inversión y sus posibilidades de crecimiento futuro del dividendo para afinar el cálculo...Puede darse el caso en el que la revalorización sea tan grande que realmente merezca la pena vender… por mucho que nos duela.
 
Como ejemplo... os puedo decir que este parámetro aplicado a mis compras de FER, REE y BKT es de 15, 11 y 11 respectivamente (y eso considerando un crecimiento cero de dividendos)... como os podéis imaginar... estoy muy tranquilo... y aún intuyendo que tengo una buena revalorización en la acción... ni por asomo me pasa por la cabeza vender estas acciones.
 
Por otro lado... y viendo lo mal preparado que he estado para estas bajadas me siento en la obligación de repensar la posibilidad de dejar un porcentaje de efectivo disponible para inversión y afrontar así bajadas como las actuales, donde invertir es más rentable... en lugar de invertir sistemáticamente en la mejor acción del momento si hay acciones a buen precio. Aunque en mi opinión no existe la estrategia perfecta... tener una con la que me sienta cómodo es muy importante... lo dicho... sigo pensándolo... ¿Habéis aprovechado las caídas para comprar más?.
 
Retomando un poco el comienzo del artículo... el índice nacional ha perforado el soporte de 9.600 puntos pero recuperó el viernes parte de la caída quedado por encima de los psicológicos 9.500. Los resultados de las elecciones catalanas pueden contribuir a generar más ruido al sistema... y si no es por esta excusa... ya buscarán otra... parece más probable la continuidad de la bajada hacia la zona de 8.900 puntos de Ibex que la recuperación al alza... aunque en bolsa ya sabéis que no hay nada escrito.
 
Luego hablamos del caso de Volkswagen... aunque poco se puede decir que no se haya dicho ya.
 
A continuación damos un repaso de las noticias que considero más interesantes de la semana... así que espero que sean de vuestro interés:    

social

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...